jueves, 31 de enero de 2008

CONTEXTO PREVIO A LA FIRMA DEL TRATADO DE ANCÓN

El ejército chileno, al mando de Patricio Lynch y Manuel Baquedano, tomó Lima el 17 de enero de 1881.
La toma pacífica de la capital, se debió a la mediación del almirante francés Abel Bergassi Du Petit Thouars – también participaron el ingles Sterling y el italiano Comodoro Sobranoi-, cuya flota se encontraba dispuesta muy cerca del Callao.
No destruyeron la capital, pero si cumplieron su cometido de humillar a la siempre aristocrática ciudad. Se llevaron libros, manuscritos y otros objetos de valor de la Biblioteca Nacional, la universidad de San Marcos y la Escuela de Ingenieros; saquearon el Palacio de la Exposición (hoy museo de arte de Lima), estas y otras instituciones sirvieron de cuarteles para las tropas invasoras. Lo que no encontraron los chilenos es quien les firmase el tratado que buscaban.
Patricio Lynch, jefe chileno de ocupación, con la esperanza conseguir un tratado acorde con las aspiraciones territoriales chilenas, convocó una junta de vecinos notables limeños a fin de designar un representante para Estado peruano, allí se designó al prestigioso abogado civilista Francisco García Calderón como presidente(22 de febrero de 1881). Su gobierno se estableció en la Magdalena, entonces pueblo de las afueras de la ciudad (hoy Pueblo Libre). En una actitud que lo honra, García Calderón se negó a cualquier arreglo con los chilenos que involucrara la entrega de nuestro territorio. Por este motivo, lo arrestaron y enviaron a Chile, donde se mantuvo prisionero hasta después de la firma y ratificación del TRATADO DE ANCÓN. Entonces, el ejército de ocupación chileno, nombró al General Lizardo Montero “Encargado militar en Lima”.
En otro escenario -la sierra centra-, Cáceres había dado inicio a la Campaña de la Breña con objetivo de expulsar al ejército invasor; en la sierra norte Manuel Iglesias, acaudalado hacendado cajamarquino, tomó la decisión de poner fin a la guerra por presión de los hacendados norteños quienes temían la destrucción o pérdida de sus propiedades, es así que desde la hacienda Montán lanza la proclama de paz cediendo territorio (31 de agosto de 1882), proclama que fue rechazada por Cáceres, quien continuó bregando por la expulsión de los chilenos. El ejército chileno –que experimentaba derrota tras derrota en la sierra central- inmediatamente aceptó la propuesta de Iglesias y lo nombró “Presidente regenerador del Perú”, al año siguiente se firmaba en Lima el Tratado de Ancón, siendo designado por Perú el diplomático Antonio de Lavalle y por Chile el plenipotenciario Jovino Novoa.

Bibliografía
GUERRERO, JULIO: "MEMORIAS DEL MARISCÁL ANDRÉS AVELINO CÁCERES"
BUENOS AIRES, 1924
GUERRA, MARGARITA: "UNA REPÚBLICA CONTEMPORÁNEA", LIMA, 1948
KAPSOLI, WILFREDO: “COMENTARIOS” EN: REFLEXIONES SOBRE LA RESISTENCIA DE LA BREÑA, LIMA, 1982
BASADRE, JORGE:"HISTORIA DE LA REPÚBLICA DEL PERÚ", LIMA, 1983

7 comentarios:

guerra_pacifico dijo...

Hola, vi su blog sobre la guerra del pacifico, yo tambien tengo uno, espero lo visite.
saludos
Jonatan

medjav dijo...

Es una pena que nuestros maestros hasta el dia de hoy no sean capaces de enseñar y dar a conocer a aquellos cobardes como Belaunde y Elmore en Arica, a Iglesias con su "grito" de Montan, o al Oportunista de Pierola que con su obsesiva estupidez de poder no hizo mas que hundirnos en momentos que mas necesitabamos estar unidos inventando historias para justificar sus acciones ¿fue cierto lo de Mariano Ignacio Prado? pregunto a los especialistas, espero este blog sirva para aclarar algunos dudas historicas

RONALD ALEXANDER dijo...

COMPARTO CON MEDJAV Y ES QUE LA VERDAD DE LAS COSAS NOS ENTERAMOS CUANDO LLEVAMOS CURSOS SUPERIORES Y ME PREGUNTO ENTONCES: COMO ESPERAMOS QUE LAS GENERACIONES FUTURAS DE JÓVENES SE IDENTIFIQUEN CON SU NACION, COMO PODEMOS EXIGIR MAYOR PATRIOTISMO SI EL SISTEMA EDUCATIVO ESTA DISEÑADO PARA OCULTAR LA VERDADERA DIMENSION DE LAS COSAS, DEL COMO Y PORQUE OCURRIERON Y QUE PERSONALIDADES REALMENTE SE RAJARON EN COMBATE CON ESOS MISERABLES CHILENOS, LAMENTABLEMENTE QUIENES ESTABAN PREOCUPADOS POR LA GUERRA ERAN LOS ASCENDADOS Y NO REALMENTE LA GENTE DEL PUEBLO QUIENES IGNORABAN O FUERON MANIPULADOS PARA CONPRENDER UNA GUERRA QUE ESTABA OCURRIENDO EN SUS NARICES......Y AHORA PEDIMOS CONCIENCIA NACIONAL? AHORA NOS PREOCUPAMOS PORQUE EL PISCO SEA PERUANO Y NO CHILENO?

RONALD ALEXANDER dijo...

DEBEMOS INFORMAR A NUESTRA COMUNIDAD ESTUDIANTIL DE QUE REALMENTE UBIERON ALGUNOS ESTUPIDOS QUE ARRUGARON ANTE ESOS MISERABLES Y DESPRECIABLES CHILENOS Y ESO NUNCA MAS DEBE VOLVER A REPETIRSE! NUNCA MÁS! PERO DEBEMOS TRABAJAR DURO PARA INCENTIVAR A NUESTRA JUVENTUD EN QUE AQUI SE PUEDE HACER PATRIA QUE QUIERAN A SU TIERRA!Y QUE SE SIENTAN ORGULLOSOS DE SER PERUANOS!

Felipe Oróstica dijo...

Se le olvida mencionar eso sí, que Perú se vio forzado a firmar la paz luego de la victoria aplastante chilena en Huamachuco.

Patria dijo...

Me da mucho gusto haber encontrado este blog. Sobre el tema, es importante anotar que todos los peruanos que defendieron la idea de firmar la paz sin entrega de territorio fueron de inmediato exiliados a Chile. El libro de Margarita Guerra sobre Garcia Calderon y el Gobierno de la Magdalena es muy interesante, porque demuestra la determinacion de GC de no conceder territorio nacional. Por otro lado, el libro de Daniel Parodi, La laguna de los villanos: Bolivia, Arequipa y Lizardo Montero, tambien ayuda a entender lo que paso s cuando se "descabezo" el gobierno de la Magdalena.
En realidad, como dice Parodi, hay muchas lagunas historiograficas en el estudio de la Guerra del Pacifico y es hora de que mas estudiosos le presten atencion, no solo desde el punto de vista militar, sino politico, economico, social y cultural.

segundo medio dijo...

me corri la mea paja wn ... a pasando a lo q nos convoka creo a mano cambiado tiene un efecto mas placentero